01 de 08 de 2017

¡Los mejores tips para la higiene de tus hijos!

kidspampers

¿Sabías que en un recién nacido puede ser necesario cambiar su pañal al menos ocho veces al día? Nosotros te decimos con qué debes tener mayor cuidado a la hora de la limpieza.

Con los niños debes…

Aseo
1. Quita las heces suavemente con una esponja o toallita. Ten en cuenta que los niños suelen orinar al quitarles el pañal, para evitar que se ensucie cubre su pene con una toalla pequeña.
2. En los varones la orina se esparce mucho. Además de los genitales y el ano, hay que limpiar la guatita, los muslos y las colita.
3. Hay que lavarle bien por detrás. Toma al bebé por los tobillos y eleva sus nalgas. Repasa toda la superficie de los testículos y del pene.
Secado
4. Seca el área del pañal con ayuda de una toalla. Hay que hacerlo a conciencia, sin olvidarte de los pliegues. La humedad suele favorecer los eccemas (que la piel enrojezca).

Crema
5. Una vez seco, déjalo que disfrute un ratito sin pañal. Después, aplica crema protectora (aunque no es imprescindible) dándole un suave masaje. Le encantará.

El pañal
6. Abre el pañal y pásalo por debajo de la colita del bebé. Para ello, levántalo un momento, tomándolo de los pies.
7. Recoloca el pañal si es necesario. La parte superior de este tiene que quedar a la altura de la cintura del niño.
8. Levanta la parte delantera del pañal, despega sus tiras adhesivas y pégalas procurando que estén centradas.

bebeenpanales

Con las niñas debes…

Aseo
1. Los labios vaginales no deben frotarse. Después de haberlos limpiado con suavidad continúa el aseo por su colita y la parte posterior de los muslos. Pasa la esponja o la toallita húmeda por el abdomen y los muslos, insistiendo principalmente en los pliegues.
2. Limpia los genitales con firmeza pero sin presionar en exceso, y siempre recuerda hacerlo de delante hacia atrás para que no entren gérmenes del ano en la vagina.

Secado
3. Usa una toalla suave para secar la piel dando toquecitos ligeros y sin restregar con fuerza. Comprueba que los pliegues estén bien secos.
4. Para secar la colita no es preciso darla vuelta. Basta con levantar a la niña un momento, sujetándola de los tobillos. Su pañal debe adaptarse a su guatita, sin apretar demasiado. Tampoco es recomendable dejarlo muy holgado.
5. Extiende una fina capa de crema protectora en la superficie corporal que cubre el pañal.
6. Al aplicar la crema es importante que la limites a los labios externos, los pliegues y los alrededores del ano. Hay que hacerlo suavemente y con cuidado, evitando que entre en la vagina. Las mejores opciones son las que contienen vitamina A, por su efecto cicatrizante, y óxido de zinc, un estupendo antiséptico.

El pañal
7. Lo mejor es que se adapte a su guatita para que no le apriete. Asimismo, tampoco se aconseja dejarlo muy holgado para evitar escapes de orina. Cuando el pañal habitual le quede justo, es el momento de cambiar de talla.

Limpia los genitales delante hacía atrás para evitar arrastrar gérmenes del ano a la vagina. No presiones en exceso. Al contrario que a las niñas, a los hombres se les limpia para de atrás para adelante, es decir, desde los muslos hacia el pene, sin olvidar el área alrededor de sus testículos.

0 comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Lo último